http://www.terencecook.com/2012/01/taller-tactica-mental-personalizada-tmp.html

domingo, 24 de junio de 2018

MI TEORÍA MENTAL DEL PUTTER

Hace varios años que le vengo dando vueltas al tema putter.......que.......mal que mal, es practicamente el  50% del juego.

Reconozco que este artículo lo escribo pensando en golfistas de handicap bajo y en mis observaciones de los torneos del PGA Tour, y después de intenso estudio de las excelentes estadísticas de putter, y otras, que abundan en www.pgatour.com .

Pero igual pienso que las conclusiones y recomendaciones aquí expuestas son válidas para golfistas de cualquier handicap.

Que se requiere de una buena técnica y una gran habilidad para "leer" las caidas de los greens, que duda cabe.........y que embocar de distancias medianas y largas es muy difícil, es obvio........claro, porque el hoyo es pequeñísimo.

En mis estudios de golf Mental he descubierto cosas fascinantes.......que los mejores jugadores de putt NO piensan en cosas técnicas al golpear (ver estudio de la doctora Deborah Crews de la Universidad de Arizona) y que los principales Coach Mental o de Putt (Rotella, Stockton, Faxon, Parent, etc.) recomiendan golpear el putt desde la Mente "Inconsciente" y en el "Momento Presente".

Conozco golfistas que han arruinado promisorias carreras porque se creyeron malos para el putt y se embarcaron en interminables cambios de putter, e interminables cambios técnicos........y en excesivas horas de entrenamiento, y prácticas, intentando lo imposible........o sea, embocar un alto número de putts desde distancias medianas y lejanas.

Estos golfistas pasaron de ser excelentes jugadores de putt cuando jóvenes a perder totalmente la confianza sobre el green, porque no supieron minimizar situaciones transitorias y normales de mal juego con el putt. En vez de olvidar las malas jornadas de putt y esperar con paciencia el regreso del "toque" que permite embocar, muchos golfistas se han embarcado en las fatales aventuras de los cambios técnicos.

A todos los que nos encanta observar a la elite del golf Mundial, vemos con frecuencia las desventuras de los García, Rose, McIlroy, Scott, Dufner y muchos más que "la pierden" arriba del green.Y, grandes golfistas de la historia del golf mundial, tuvieron, en algún momento de sus carreras, dificultades con el putt......me refiero a Hogan, Snead y el mismísimo Jack Nicklaus.

¿ Y qué tienen en común los arriba mencionados ?

Son, o fueron, extraordinarios jugadores del juego largo.

También lo he visto en muchos golfistas Chilenos que al igual que los anteriores, partieron sus desventuras sobre el green porque estaban todo el día pegando putts para birdie desde distancias relativamente cercanas al hoyo y sólo embocando lo que ellos suponían era un número bajo de ellos. Estoy hablando de putts desde 5 a 25 pies, o sea, desde 1.5 a 7.5 metros.

Dos consideraciones:

La primera es una cosa de expectativas equivocadas. Y ocurre que la realidad empírica nos comprueba de que no es tan fácil embocar putts de esa distancia.

El PGA Tour a través de su estupenda tecnología SHOTLINK (que mide con absoluta exactitud una muestra muy significativa de los golpes y putts de los jugadores del Tour en todos sus torneos) nos indica las siguientes probabilidades de embocar putts de las siguientes distancias si el golfista está arriba del green en regulación:

NOTA: Estas cifras vienen de la estadística de Putting, Greens in Regulatión (GIR)  % para los años 2015, 2016, 2017 y 2018, post US OPEN, y las cifras son casi exactamente iguales para cada año.

DISTANCIA                                                % PROBABILIDAD PROMEDIO DE EMBOCAR

5 pies y menos                                                                            81,5 %
(1.5 mts y menos)

5.01 a 10 pies                                                                              50.5%
(1.51 a 3 mts)

10.01 a 15 pies                                                                            30.5%
(3.01 a 4,6 mts)

15.01 a 20 pies                                                                            19.6%
(4.61 a 6.1 mts)

20.01 a 25 pies                                                                            13.1%
(6.11 a 7.6 mts)

Mayor de 25 pies                                                                          5.5%
(mayor a 7.61 mts)

Parecen ser porcentajes de conversión sorprendentemente bajos........¿ Verdad?........y eso que estamos hablando del performance de los 200 mejores golfistas del mundo.

Reitero que estos porcentajes son calculados exclusivamente para putts correspondiente a jugadas en greenes en regulación, o sea, son putts mayoritariamente para lograr birdies, golpes que, sospecho, con algún fundamento, llevan una carga de "presión" un poco más elevada que un putt de las mismas distancias para salvar el par........muy especialmente aquellos de distancias más cortas.

Viendo estas cifras hay una primera conclusión obvia:

Enojarnos o creernos malos para el putt porque erramos muchos putts de tres, cinco o siete metros es una soberana estupidez porque la probabilidad de embocar es en el mejor caso de un 50 % en el caso de los de tres metros, y ese porcentaje de conversión baja significativamente por cada metro de alejamiento del hoyo.

La segunda consideración tiene que ver con una significativa diferencia que existe entre dos tipos de jugadores:

Me refiero a aquellos golfistas que erran muchos greens en regulación y por tanto deben hacer mucho "approach y putt" para hacer score, en contraste con aquellos golfistas que tienen un alto % de greenes en regulación. Los primeros tienden a golpear muchos putts para par de corta distancia y los segundos, por lógica, golpean numeros putts para birdie.......pero, normalmente, de un poco o mucho más lejos.

Los primeros embocan muchos putts, y los segundos no tanto........y esto es normal y natural dado los porcentajes de conversión que hemos visto más arriba.

De hecho, esta es una realidad que confirman las estadísticas del PGA Tour:

La mejor medición existente para ver la efectividad de un golfista sobre el green se llama "Strokes gained (lost) putting".......Shotlink mide via laser todos los putts que se pegan en la gran mayoría de los torneos PGA Tour y los compara con el estándard desarrollado para cada distancia a través de los años.......por ejemplo, un putt de 8 pies tiene una probabilidad de ser embocada en 1.5 golpes (probabilidad 50%)........si el golfista emboca este putt de 8 pies gana 0.5 strokes gained para su cuenta personal.........y si erra, "pierde" 0.5 strokes para su cuenta.......y así sucesivamente......y durante cada ronda de 18 hoyos se acumulan todos los strokes gained y lost y se tiene, al final de la ronda, la medición para el día, la que tiene un segundo ajuste según las características de los greens del campo en cuestión contra un standard de dificultad.

Sin embargo, tiende a favorecer a los que hacen mucho approach y putt, en contraste con aquellos golfistas de altos greens en regulación y que en promedio golpean el putt de un poco más lejos.......además, estos últimos tienden más a hacer greens de tres putts que los primeros, y los tres putts son fuertemente castigados por la fórmula "strokes gained/lost putting" (es así como en nuestro ejemplo del putt de 8 pies, donde el "standard" es hacer 1.5 putts, si llegamos a hacer tres putts, nuestro strokes lost para el hoyo subiría a 1.5, o sea, la diferencia entre los 3 que hicimos y el 1.5 del estándard) .

De hecho........basta revisar la estadística Strokes Gained (lost) putting de la PGA Tour para los años 2016, 2017, y año a la fecha 2018, para observar que los 10 mejores golfistas en SGP de cada año, están, en promedio, en las posiciones inferiores de la estadística " Greens in Regulation Percentage" del período correspondiente.

Y la otra cara de la moneda confirma lo mismo. Los diez mejores golfistas en el ranking "Greens in Regulation Percentage" del 2018, año a la fecha (post US Open), sólo promedian el lugar 136 (de 206) en la estadística del mismo período de "Strokes Gained (lost) Putting".

CONCLUSIONES

1. Errar muchos putts de más de dos metros es normal y no debe llevar a enojo o cambios técnicos al menos que se transforme en algo habitual. La cautela en este tema es fundamental.

2. El golfista debe concentrar su práctica sobre el green en desarrollar una alta efectividad en embocar putts de dos metros y menos. Como en este tramo la probabilidad de embocar es alta, aquí es donde una buena técnica, un buen método y una buena "rutina" realmente produce dividendos.

Y aquí es donde podemos construir confianza en nuestra técnica.

 3. La práctica de putts de mayor distancia a los dos metros debe concentrarse en la distancia y en la vizualización del recorrido de la pelota y en dejar la pelota cerca del hoyo o, ojalá, "dada".

Un buen putt de distancia NO ES EL QUE ENTRA. Un buen putt de distancia es el que queda al lado del hoyo......y "dada"........y si llega a entrar es un bonus adicional.

4. En putts de bajada, largos y cortos, LA ÚNICA PRIORIDAD es dejar la pelota "dada".......si llega a entrar.......es un bonus.

4. El jugador de bajo handicap tipo "altos greenes en regulación", debe desarrollar una gran capacidad de paciencia.
Debe evitar el sobre esfuerzo (trying too hard), la frustración y debe concentrarse en evitar los tres putts.

Por otra parte, debe practicar muchísimo sus fierros al green.........en especial, los de 200 yardas hacia adentro. Las probabilidades de embocar observadas màs arriba nos indican que la forma más fácil de hacer muchos birdies es con tiros a green que queden a menos de dos metros del hoyo.

5. Soy firme partidario de la utilización de la técnica de visualización (imaginándonos en los momentos previos del putt el trayecto detallado de la pelota rodando a la velocidad ideal hacia el hoyo y entrando a la perfección) para todos los putts de distancias mayores a los dos metros.

Mi razonamiento es simple. La técnica de la visualización nos ASEGURA operar con nuestra MENTE INCONSCIENTE y en el MOMENTO PRESENTE al momento de golpear estos putt. Si estamos totalmente inmersos en este estado, no tenemos la posibilidad de estar pensando en la técnica, ni en el resultado del golpe,

No olvidemos que nuestra Mente Inconsciente es UN MILLÓN de veces más poderosa que la mente consciente y que es precisamente el inconaciente el encargado del manejo de todos los movimientos del cuerpo.......incluido, por cierto, el swing de putt.

6. Una post rutina positiva, optimista y confiada después de un mal día sobre el green es clave.

Los malos días de putt se olvidan rápido. Jamás debemos creernos malos para el putt. Jamás decirlo, compartirlo con terceros, y ni siquiera pensarlo. Ni tampoco permitir que alguien cercano nos lo recuerde.

Los días buenos sobre el green se celebran y se recuerdan......ojalá una y otra vez.

La poderosa Mente Inconsciente va a transformarnos en el golfista......o jugador de green.......que nosotros pensamos que somos........es la famosa historia de la profecía auto cumplida.

No debemos olvidar jamás que dado los porcentajes de conversión mostrados más arriba, es sólo NORMAL que vamos a errar mucho.

La buena noticia es que la Mente Inconsciente es "engañable" ya que carece de facultades críticas propias, y bien conducida, via técnicas de auto conversa positiva y afirmaciones, podemos convencerla de que somos excelentes jugadores de putt (aunque en un inicio las cifras o la realidad no necesariamente confirmen esto).

Y como entre las características principales de la Mente Inconsciente está su gran poderío y su deseo de darnos siempre en el gusto, al poco tiempo, realmente nos convertiremos en un gran jugador de putt.

A riesgo de repetirme, por el lado contrario, si nos enojamos al errar, si hablamos negativamente de nuestros putts errados, si le decimos a nuestros amigos que somos malos para embocar, ocurre que nuestra poderosa Mente Inconsciente simplemente nos va a dar en el gusto y seremos, sin duda, malos para el putt.

Un buen "truco" para evitar el síndrome anterior es siempre aceptar sin enojo los putts errados de cualquier distancia, y siempre aceptar como gran putt todo aquel mayor a dos metros que entran o que quedan dados.

7. Y, para finalizar, un buen consejo que dan los grandes jugadores del green:

Hay que amar y disfrutar los desafíos sobre el green. Los grandes jugadores tienen en común que disfrutan enormemente golpear putts......de todo tipo. Y les encanta practicarlo también.

En mi opinión existen dos libros muy buenos que explican estos conceptos sobre el putt y que dan mucha información adicional de gran interés al respecto.

El primero es Unconscious Putting del ganador de Majors y múltiple ganador en el PGA y en el Champions Tour, Dave Stockton. Y el segundo libro, Putting Out of your Mind fue escrito por Bob Rotella, el decano y más conocido de los psicólogos especializados en golf.

Fascinante el tema........y crítico para todo golfista, especialmente para aquellos que compiten en la cima del golf mundial.










No hay comentarios.: